Cómo escoger los muebles para una salita pequeña

9 Ideas prácticas para amueblar una sala pequeña y aprovechar el espacio

La sala de un hogar es un área fundamental de la casa, en ella se da el encuentro de todo el núcleo familiar. Es un sitio para compartir y disfrutar. De ahí la importancia de que sea un lugar agradable y acogedor. Si tu piso es pequeño, no te preocupes y recuerda que amueblar una sala pequeña puede tener algunas ventajas. Y si no sabes cómo decorar una sala pequeña, aquí te traemos algunas ideas para decorar y escoger los mejores muebles para esta estancia.

Decorar una sala pequeña es posible con estos pasos

No es sencillo decorar una sala pequeña, al tener menos espacio debes decantarte por unos muebles u otros y pensar bien el uso que le vas a dar a esta habitación de la casa. Una sala de estar pequeña puede ser tan cómoda y acogedora como una grande, e incluso más, veamos a continuación los pasos para conseguirlo.

1. Colores claros

Para decorar una sala pequeña se deben tener en cuenta los colores que deseas utilizar. Recuerda que en los espacios pequeños, el uso de colores claros es algo fundamental, ya que este tipo de tonos ayudan a aumentar el espacio de una manera visual. El mejor color en estos casos es el blanco o el marfil. También puedes utilizar otros tonos en colores cremas, pero el blanco es muy versátil y puedes agregar vida y color con toda el mobiliario que vayas a incluir.

2. Usa muebles para definir espacios

Si tu sala se encuentra unida al comedor y hay un espacio abierto entre ambos, entonces puedes incluir un sofá de dos plazas que defina cual es la sala y además proporcione una mejor utilización del espacio. De este modo, estarás usando los muebles para delimitar espacios. Amuebla la sala pequeña con muebles que se adapten al espacio.

3. Aprovecha la luz natural

Si tu sala es pequeña pero cuenta con ventanas, tienes gran parte de la decoración ganada, ya que la ventana te proporciona una iluminación natural muy propicia para potenciar la decoración de una sala pequeña. La luz natural ofrece mejor efecto visual y da vida a los espacios, además de ganar sensación de amplitud.

4. Cuida los textiles

Selecciona textiles que no sean muy claros, ni muy oscuros pero que destaquen entre los muebles dando un toque de personalidad al lugar. Esto añade profundidad es la manera perfecta de remarcar diferentes materiales y texturas, dando un toque decorativo sin sobrecargar la sala. Todo ello hace de esta opción una manera sensacional de decorar una sala pequeña.

5. Agrega texturas

Para decorar una salita de estar pequeña, puedes jugar con las texturas. La profundidad también se puede añadir incluyendo cuadros o plantas al lugar, además de añadiendo texturas diferentes, como ya apuntábamos. A través de los detalles también se puede lograr esto y ahí es donde entran en juego diferentes opciones como los cuadros, los espejos, etc.

Ideas para decorar una salita pequeña

Antoha713 || Shutterstock

6. Escoge muebles acordes al espacio

Si deseas un juego de muebles completos, selecciona sofás de tamaño pequeño que se ajusten a la perfección al salón. Para poder lograr eso, toma las medidas de tu salón y visualiza lo que deseas antes de salir  a comprar. Tener medidas justas a la mano te puede ayudar mucho al amueblar una sala pequeña, ya que todo encajará. Además juega con el contraste de los sofás y de los cojines a través de tonalidades diferentes.

7. Haz uso de la verticalidad

A la hora decorar una sala pequeña y sencilla si deseas agregar repisas o estantes te recomendamos que coloques algunos diseños que aprovechen la verticalidad y que no impidan el paso. De esta forma podrás añadir algunos adornos y fotos sin necesidad de que resten espacio en tu salón.

8. La televisión en la pared

Si vas a  poner una TV, olvídate de poner un mueble para la misma, te recomendamos que la coloques en la pared, con diseños alargados a su alrededor y  preferiblemente frente al sofá.

9. No te olvides de las plantas

Si quieres amueblar una sala pequeña, agregar un poco de vegetación también es una buena opción. Las plantas aportan vida y color y optar por ellas a la hora de decorar es siempre una apuesta segura que encaja en todo tipo de espacios.

Share this post