Vinilos decorativos

Una forma sencilla y económica de decorar las paredes de nuestro hogar es utilizar vinilos decorativos. Los vinilos decorativos son una de las Vinilos decorativostendencias que más éxito están teniendo en los últimos años, y es que con ellos se pueden conseguir multitud de estilos y, sobre todo, una decoración muy original para cualquier espacio. Simplemente utilizando un vinilo podrás cambiar por completo el aspecto de un mueble, una pared, una ventana, una fachada… No solo hay una gran variedad de diseños para los vinilos sino que hay también diferentes tipos, cada uno de ellos más adecuado para diferentes espacios.

Los vinilos son laminas plásticas autoadhesivas que se cortan con un plotter de corte dandoles la forma que vos quieras

Podemos encontrar vinilos decorativos de multitud de temáticas, desde flores, plantas o motivos geométricos,  animales, dibujos, personas, marcos…hasta verdaderas composiciones con escenas. Podrás encontrar multitud de ideas de vinilos decorativos que se adaptarán a la personalidad de tu hogar.

Los vinilos decorativos se pueden colocar en cualquier estancia y rincón del hogar, y no sólo paredes: puertas, ventanas, enchufes, esquinas, muebles, cocinas, baños…

Tipos de vinilos decorativos

Cuando te planteas decorar las paredes de tu casa existen muchos recursos para poder hacerlo. En un primer has de plantearte el color y el estilo de la pintura que quieres utilizar, si vas a colgar cuadros, si utilizarás mas objetos decorativos…

Dependiendo de la superficie donde vayamos a colocar el vinilo decorativo debermos elegir un tipo de vinilo u otro. Los tipos de vinilos decorativos más comunes son:

  • Vinilos de agua y jabón: Necesitan agua y jabón para poder pegarse a la superficie. Es el tipo más recomendable para espacios exteriores ya que es más resistente a la luz solar y a otros factores como la lluvia o el viento. Se recomienda también para utilizar en cualquier superficie que suela cambiar de temperatura, como puede ser la pared de la cocina, y también para hacer rotulaciones.
  • Vinilo adhesivo: Lleva un adhesivo con lo que no necesita elementos externos para poder colocarse. Es como si fuera una pegatina y es muy recomendable para espacios interiores ya que se adhiere muy bien a cualquier superficie. Es ideal para forrar muebles, armarios o cualquier objeto decorativo. Puede tener varias texturas, así que es uno de los más versátiles, imitando además materiales como la madera o el terciopelo.
  • Vinilo electroestático: se pega únicamente con la electricidad estática, lo que es una gran ventaja ya que cuando lo vayas a quitar no quedará ninguna marca. Es la opción más recomendable para superficies que son totalmente lisas y que no tienen ningún rincón ni esquina, como puede ser la mampara del baño o alguna ventana.

Además de diferenciar los vinilos por su tipo de adherencia y colocación hemos de saber que también podemos encontrar vinilos personalizados con el nombre, dibujo o estampado que deseemos. Esta alternativa nos puede ayudar en gran medida a dar un toque más personal a la decoración de nuestro hogar.

Ventajas de los vinilos decorativos

Vinilos decorativosLos vinilos decorativos son unas pegatinas adhesivas muy resistentes que podrás aplicar en los diferentes tipos de paredes: tanto lisas como rugosas. Además podrán durar años sin ningún problema si las has instalado correctamente.

Está claro que depende mucho del diseño que selecciones, o de si te lo elaboras tu mismo personalizandolo y lo envías para imprimir, pero es una de las maneras en las que podrás obtener algo original, elegante y de diseño por un precio bastante bajo.

El vinilo es un film autoadhesivo; un material versátil y resistente que ofrece un mundo de posibilidades para la decoración. Los vinilos pueden usarse en todo tipo de superficies lisas como paredes, puertas, electrodomésticos, azulejos, maderas, vidrios, metales etc. Son lavables, fáciles de instalar, fáciles de quitar y no dejan residuo alguno.